¿Quiénes somos Más Que Silencio?

  • El proyecto Más Que Silencio está respaldado por las religiosas dominicas (Congregación Romana de Santo Domingo) y se lleva a cabo junto a un equipo de voluntarios/as comprometidos con la meditación, el silencio y el crecimiento espiritual. 
  • Buscamos estar abiertos/as a toda persona en búsqueda espiritual que pueda encontrar en el silencio un medio para avanzar en su vida.
  • El proyecto está incluido dentro de la Asociación EN-RED-ADAS, asociación sin ánimo de lucro registrada el 15 de septiembre de 2009 en el Ministerio del Interior, con CIF G85790541.

Misión

Contribuir al crecimiento de las personas en situación de búsqueda que quieren profundizar y responder a sus necesidades de desarrollo personal y de encuentro con la trascendencia y con los demás.

A través de actuaciones personalizadas que ayuden a conectar con la propia experiencia y a dotar de sentido la vida cotidiana.

Nuestros recursos y herramientas principales son:

  • Espacio donde hacer silencio.
  • Acompañamiento personal.
  • Trabajo y encuentros en grupo.
  • Formación.

Visión

Más que Silencio es un proyecto llevado a cabo por un grupo de personas creyentes y no creyentes que desean compartir con otras sus procesos humanos y espirituales orientados a generar sentido y a ayudar a crear una sociedad justa e inclusiva.

Se propone ser un lugar de referencia en Madrid comprometido con el desarrollo humano y espiritual de las personas

Valores

Los valores que están en la base de todas las iniciativas de Más que Silencio son:

  • Compromiso con la realidad: nace como respuesta a una situación actual de búsqueda de sentido y promueve respuestas personales que ayuden a implicarse con la propia realidad personal y social.
  • Respeto: Más que Silencio intenta que toda persona, hombre o mujer, se sienta acogida y respetada en su unicidad y en sus búsquedas.
  • Autenticidad: las personas del equipo ofrecen lo que son: personas que intentan ser fieles a sus propias búsquedas.
  • Escucha: desde la certeza de que permanecer a la escucha es algo que todos y todas necesitamos para recorrer nuestro camino de crecimiento, el proyecto facilita, con el silencio, la escucha y el encuentro, las condiciones para tomar conciencia de la propia persona, de la realidad, de los otros  y del Otro.
  • Apertura a la trascendencia: el equipo está abierto a acompañar las búsquedas espirituales de cada persona, desde la experiencia personal de lo trascendente que cada una va teniendo. En particular, ofrece la posibilidad de hacer un camino desde la fe cristiana.
  • Transparencia: asegura que su gestión sea transparente en todo momento.
  • Accesibilidad: pone sus actividades al alcance de cualquier persona o entidad que las demande. Por ello se nutre de donativos que posibilitan el acceso gratuito al centro. En el caso de actividades con coste, los precios son flexibles.